image1 image2 image3

Un espacio lleno de vivencias|repleto de conocimientos|y muchas historias que contar|¡Un lugar para ti!

El poder de la amabilidad

"Ser considerado con los demás va a llevar a tus hijos más lejos en la vida que cualquier título universitario". -Marian Wright Edelman

En nuestra cultura competitiva, donde la asertividad y el logro son glorificados y valorado, creo que la importancia de centrarse en la bondad como un rasgo de carácter es a menudo pasado por alto. Hay carteles contra la intimidación y los ponentes en la mayoría de las escuelas, pero ¿dónde está el mensaje sobre el impacto positivo de gran alcance de la bondad?

Todos los profesionales del desarrollo de la juventud, incluidos los maestros, entrenadores y personal de los campamentos, deben saber que es mejor decir lo que queremos en vez de “no lo hagas” o un montón de “no”. Así que, ¿por qué no se ha trasmitido este mensaje en la forma en que enseñamos a los niños a tratar a los demás? Estamos hablando mucho con los niños acerca de no molestarse entre sí, pero no estamos hablando con ellos lo suficiente sobre lo que queremos que hagan en lugar de burlarse - que es, por supuesto, para tratar a los demás con respeto y amabilidad.

Propongo que como profesionales del desarrollo juvenil, lancemos el mensaje "anti-bullying" en uno de "pro-amabilidad". Y para ello, tenemos que enseñar a los niños la bondad a nuestro modo personal y como padres de familia específicamente.

Aquí hay algunas maneras específicas, fáciles de modelar y practicar la bondad en su casa o en el campamento:

- Invita a los niños a centrarse en amabilidades que han visto o hecho al pedirles que las nombren.

- Lluvia de ideas con los niños, por ejemplo, cosas amables que pueden hacer por los demás y ayudarles a seguir adelante. Centrarse más en los pequeños detalles fáciles en lugar de las cosas grandes.

- Hable con los niños sobre cómo se sienten después de que alguien ha hecho algo bueno por ellos o después de que han hecho algo bueno por otra persona.

Al ser una persona considerada y pensar en los demás, es un gran rasgo de carácter que ayuda a los niños a formar buenas relaciones y conduce a una vida más feliz como adulto.

Entonces, ¿qué decirle a los padres súper competitivos que quieren que sus hijos tengan éxito a toda costa, incluso si eso significa hacer trampa y ser malo con los demás? Podría ser útil para ellos saber que la investigación ha demostrado claramente que las personas amables son las personas más felices, y la gente más feliz, a su vez, tienen más éxito en la vida, en sus puestos de trabajo y en las relaciones futuras, la bondad será llevar a nuestros hijos "más en la vida que cualquier título universitario".

Centrarse en la bondad tiene que ser una prioridad para todo el mundo que se preocupa por los niños.

"No se puede vivir un día perfecto sin hacer algo para alguien que nunca será capaz de hacer por ti" - John Wooden

Post escrito por: Audrey Monke.

Publicado en la American Camp Association
Traducido por: Campamento Mi Guarimba

Compartir

CONVERSACION

0 comentarios:

Publicar un comentario